Compartir
España derrota a Irán en un partido de infarto - The Best Futbol
En el último día del Grupo B, Portugal mide fuerzas con Irán, y España se enfrentará a un Marruecos ya eliminado, en busca del liderato.

Irán dio la talla ante España

Después de la trabajada victoria de Portugal contra Marruecos, España no podía ‘vacilar’ ante el conjunto asiático. Los pupilos de Carlos Queiroz entraban en la segunda fecha como los líderes del Grupo B, y después de ver la victoria de Portugal, sabían que un resultado positivo contra los españoles los colocaría prácticamente en los octavos de final. Pero al final, España derrota a Irán por la mínima diferencia.

El cotejo inició con un Irán metido completamente atrás. Donde la defensa montada por Carlos Queiroz iba irritando a los españoles, que sentían innumerables dificultades para llegar a la portería del arquero Alireza Beiranvand.

La idea de Queiroz era simple: defender con todo en el área propia y tratar de salir al contraataque. Logró salir en algunas situaciones pero la formación de Irán estaba muy atrás y todo el dominio era español. España intentaba de todas formas pero era casi imposible entrar en el último bastión con el balón en juego.

El segundo tiempo fue más intenso, con oportunidades en las dos áreas. A los 53 minutos, Karim Ansarifard provocó escalofríos a los españoles, con un remate muy fuerte que golpeó las mallas laterales y dio una falsa sensación de gol en todo el estadio.

España derrota a Irán en un partido de infarto - The Best Futbol

Un minuto después de la jugada de Irán. España marcó, Tras una hermosa jugada en atacante, Hosseini cortó la pelota pero esta fue justamente a las piernas de Diego Costa. Esta salió rebotada y se encaminó hacia el fondo de las redes, con Alireza Beiranvand sin ninguna posibilidad.

Irán fue con todo al ataque tras el gol para lograr la igualada, cuando diez minutos después el árbitro Andrés Cunha, de Uruguay, anuló un gol a Ezatolahi, en una jugada en la que tuvo que esperar la confirmación del VAR por una posición adelantada.

En los últimos minutos, Mehdi se quedó a centímetros de desviar un centro venenoso de Alireza Jahanbakhsh a los 76 minutos. Y ya a los 83 minutos, una jugada fantástica de Amiri dejó a todos boquiabiertos tras hacerle un túnel a Gerard Piqué y centrar para que Mehdi, cabeceara por encima de la portería española.

El juego culminó, y España derrota a Irán con un marcador ajustado. Aunque el conjunto iraní dejó una gran sensación de juego en los minutos finales para concretar la igualada que nunca se pudo producir.

Compartir

Deja un comentario